Spirocerca lupi, el parásito del esófago del perro

parasito del esofago del perroLa espirocercosis es una enfermedad parasitaria causada por un parásito de ciclo directo, el cual se aloja en la porción mas caudal del esófago de los caninos, en nuestro caso son detectados en las regiones tropicales en nuestros compañeros perrunos.

Esta enfermedad es adquirida cuando nuestro perro, con sus instintos cazadores atrapa pequeñas presas, tales como pequeños pájaros, lagartijas y principalmente escarabajos peloteros (Physaloptera. sp), los cuales contienen el huevesillo larvado del
parásito en su interior, los cuales fueron obtenidos por ingestión directa del mismo al tener contacto con las heces de otro perro que ya esta siendo parasitado, el cual expulsa el huevo por las heces, por ello recomiendo tener sumo cuidado al dejar a nuestro perro en las áreas verdes, pues debemos estar pendiente de que no ingiera esos animalitos contaminados con el huevo de ese parásito, para ello recomiendo que jueguen con su perro con pelotas o peluches que usted sepa en donde ha estado, para alentar de una forma positiva su instinto cazador y así evitar que el perro ingiera el huevo larvado del parásito.

huevo de spirocerca lupi al microscopioescarabajos peloterosAhora hablando del ciclo de vida del parásito pues este es indirecto (ya que el parásito necesita de un hospedador intermediario, en este caso el escarabajo pelotero, para completar su desarrollo y volverse un parásito con potencial parasitario), es tan sencillo como, un perro ya infectado por la Spirocerca lupi, defeca en el pasto, un escarabajo pelotero (siendo estos el hospedador intermediario por excelencia) consume el huevo, y allí se desarrolla la larva hasta que sea parasitariamente apta, de allí el perro caza y consume a este insecto, o bien otros huéspedes que estén infectados. Al consumir este huevesillo larvado, es liberado en el tracto digestivo del perro, específicamente en el estomago, el parásito ya salido del huevo, migra hasta la zona mas caudal del esófago, migrando a través de las arterias adyacentes al estomago, y es en el esófago donde perfora sus paredes, creando así un nódulo en menos de 7 meses, donde crece y se alimenta de su hospedador, luego el parásito produce mas huevos que son expulsados por las heces, y es allí donde se repite el ciclo.

ciclo de vida de la spirocerca lupi
Mega esofago visto con rayos xY bien, sabiendo esto, pues entonces ¿como diagnosticamos a este huésped indeseable en nuestro can?, pues bien se sabe que es un parásito escurridizo que suele ser detectado cuando ya la situación esta grave en el animal, y por ello en estos casos es critico enumerar lo signos que podemos observar en nuestro amigo, estos pueden empezar con una pequeña molestia para ingerir alimentos, inapetencia, decaimiento, perdida de peso, pelaje nada brillante y caída del mismo, al evolucionar el cuadro pues se observa, regurgitación de alimentos, con mucho contenido de saliva y restos no digeridos de alimento, las regurgitaciones se distinguen de los vómitos, porque el vomito contiene jugo gástrico, las regurgitaciones es el bola alimenticio que es devuelto antes de siquiera llegar al estomago, lo que nos indicaría que algo esta impidiendo el paso allí, nuestra mascota tomara muchísima agua, ya que presentara signos de deshidratación y por ser lo único que podrá pasar al estomago, teniendo este hambre. Si observa estos signos en su perro, no dude en llevarlo al veterinario de urgencia, donde le deberán aplicar una radiografía de tórax en una vista lateral, donde pueda ser apreciado el esófago, en muchos casos se podrá hacer ingerir al perro un liquido de contraste tal como es el sulfato de bario, donde se debe observar la presencia de un mega esófago que no es mas que el agrandamiento del esófago por una obstrucción en alguna parte de su recorrido, lo que impide que la comida pase al estomago, ensanchando la luz de la misma y provocando retención de alimentos y por consiguiente regurgitaciones. Otra prueba diagnostica que podemos utilizar es la coprología, aunque suele ser muy difícil detectar los huevos de este parásito por las heces, pero se puede realizar.

cachorro posando para la camaraLuego de detectar al parásito y dar con el diagnostico exacto pues es tiempo de aplicar al terapéutica, según mi experiencia personal, el protocolo que utilizo en estos casos es la aplicación de una inyección de Ivermectina, subcutaneamente a dosis de 0,4mg/kg de peso vivo, una vez a la semana durante 2 meses consecutivos, se observa una mejoría tremenda: reducción del mega esófago, deglución normal del alimento, ganancia de peso, y el pelaje brillante y sin caídas, a demás de que no le caerá garrapatas durante el tratamiento y un mes mas y el parásito quedara eliminado de nuestro amigo y estará sano para seguir su vida diaria.

Una de las consideraciones extra que se debe de tener con el paciente en este estado, es de suministrarle alimentos en forma de papilla y colocar el plato de comida mas o menos a la altura de su pecho para que le sea mas fácil al bolo alimenticio por gravedad pasar al estomago y evitar regurgitaciones.
comedero alto para perros con megaesofago


Gracias por su tiempo y si tiene alguna duda respecto al tema o algún comentario que desee realizar pues serán bien recibidos así que no dude en hacerlas. 

Loading...

Estamos a la orden para atender sus duda y educar a quien lo necesite sobre el manejo y cuidado animal.


EmoticonEmoticon

Loading...